Semana internacional de la Lactancia Materna: amamantando un infante

Hace rato que no escribo en mi blog, he estado un poco ocupada con nuevos proyectos pero creo que la Semana Internacional de la Lactancia Materna amerita que escriba y vuelva a tocar este hermoso tema nuevamente, amamantar. Esta semana curiosamente cumplimos 23 meses de lactancia, ¿quién lo iba a decir? hace un año ya estaba en mis planes destetar a mi nene porque ya iba a cumplir “1 año” y ya estaba muy grande para tomar teta, eso decía mucha gente. Sin embargo aqui seguimos, ya es un infante y aunque siento que ya el camino que nos queda es más corto seguimos disfrutandolo mucho.

Creo que la lactancia al igual que muchos otros procesos naturales tiene su propio ritmo en cada madre y en cada bebé y por lo tanto nunca será igual aún entre hermanos. En nuestro caso la “lactancia” siempre ha sido lo “nuestro”. Así es mi hermoso y yo nos conectamos desde el primer momento en que empezó a mamar  y aún ahora a sus 23 meses siendo un niño independiente, seguro e inteligente sigue siendo parte de nuestro momento.

La lactancia va cambiando a lo largo del desarrollo del bebé y en lo personal creo que tiene diferentes etapas. Ahora solo toma “teta” para dormir y en ritual es muy diferente a cuando era bebé. Desde hace ya unos meses toma de un lado y con su manita jala y tira el pezón de la otra mama aunado a que se cambia de lugar cada que quiere. Me dice @yolizca mi amiga de twitter que lo hacen para regular la producción de leche y su consistencia. ¿que tal? de verdad que la naturaleza es sabia.

Y para todos aquellos que tienen dudas de que la leche materna todavía sirva después del año de vida les dejo algunos datos.

Después de los 12 meses hasta los 24 meses la LM provee lo siguiente:

En 448 mL

    • 29% de los requerimientos de energía
    • 43%  de los requerimientos de proteína
    • 36% de los requerimientos de calcio
    • 75% de los requerimientos de vitamina A
    • 76%  de los requerimientos de ácido fólico
    • 60% de los requerimientos de vitamina C
-- Fuente:Dewey 2001

Además los infantes que son amamantados se enferman menos, tienen menos alergias, beneficia el desarrollo cerebral, son socialmente bien adaptados y son NORMALES al igual que los otros niños.

Los beneficios de la lactancia prolongada no son sólo para los infantes sino también para las mamas. Amamantar después del año, reduce el riesgo de cáncer de mama, reduce el riesgo de cáncer uterino, reduce el riesgo de cáncer en el endometrio, previene la osteoporosis, reduce el riesgo de artritis reumatoide y en mujeres diabéticas reduce los requerimientos de insulina.

Pero más allá de todo lo anterior, amamanta a tu bebé porque es tu derecho y su derecho, amamanta porque hacerlo es el acto de amor más grande y natural que hay y hazlo hasta que tu y tu bebé lo decidan sin importar lo que digan. ¡Disfrutalo!

4 comentarios en “Semana internacional de la Lactancia Materna: amamantando un infante

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s